¿Cómo disminuir la masa grasa y el peso corporal?

Dieta-y-ejercicio1

Para que haya pérdida de peso, debemos de realizar una dieta hipocalórica, es decir, ingerir menos calorías de las que consume nuestro organismo. Cada persona, en función de su edad, altura, peso, horas de actividad física realizadas, tienen unas necesidades diferentes

La línea que se está siguiendo desde hace unos años en los estudios realizados, muestra que lo ideal para perder masa grasa y peso corporal es reducir la ingesta de hidratos de carbono en nuestras dietas. Alimentos como la pasta, el arroz, la patata… tienen que aparecer menos en nuestra alimentación diaria, y ganar protagonismo las proteínas (carne blanca, carne roja en menor medida, pescado, huevo, frutos secos…).

LA INSULINA

La insulina inhibe la degradación y promueve el almacenamiento de nutrientes. Es por esto que, aumentar en nuestras dietas la ingesta de carbohidratos provoca un aumento de la glucosa en sangre y los niveles de insulina sirven como un importante elemento en la regulación de la selección de carbohidratos y grasas como fuente de energía principal.

Como ya han demostrado numerosos estudios, elevados niveles de insulina (alta ingesta de carbohidratos) en sangre provocan un mayor almacenamiento de las grasas y no la oxidación de estas.

Estos altos niveles de insulina en sangre, son los que han llevado a un aumento preocupante de obesidad y diabetes en los países desarrollados.

EJERCICIO FÍSICO

La combinación del ejercicio físico junto con una dieta hipocalórica (baja en carbohidratos) es el método mas eficaz para no perder masa muscular y si perder masa grasa y peso corporal.

En cuanto al ejercicio físico, la línea que se viene siguiendo en estos últimos años en los estudios realizados, muestra que realizar entrenamiento de fuerza y aeróbico de manera conjunta es el método más eficaz para conseguir una disminución del peso corporal

CONCLUSIÓN

Si queremos reducir nuestra grasa y peso corporal y aumentar nuestra masa muscular, habría que llevar a cabo las siguientes medidas:

– Reducir la ingesta de carbohidratos de nuestra dieta.

– Realizar un programa de entrenamiento de fuerza y aeróbico de manera conjunta.

Fuentes:

Jeff S. Volek, Erin E. Quann, and Cassandra E. Forsythe. Low-Carbohydrate Diets Promote a More Favorable Body Composition Than Low-Fat Diets. Strength and Conditioning Journal. February 2010.

 

Publicado por Daniel Albacete Pérez, Licenciado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte y experto en método Pilates suelo e implementos.